jueves, 16 de julio de 2009

Curiepe se mantiene alerta ante amenaza de toma a escuela de Artes y Oficio


Caracas.- Residentes de Curiepe, en el estado Miranda, amanecieron vigilantes ante la posible toma de la sede de la escuela de Artes y Oficios Mamá Pepe, pues la alcaldesa de Brión, Liliana González advirtió que se apoderará de las instalaciones porque pertenecen a la municipalidad y tiene previsto convertirla en sede de la policía municipal.

María Ruiz, directora del ente, manifestó que no permitirán que grupos oficialistas tomen la sede, pues le pertenece al pueblo. "Aquí nos beneficiamos muchas mujeres solteras que recibimos capacitación en diferentes cursos para levantar a nuestras familias. No es justo que por caprichos de la alcaldesa tengamos que resultar afectados".

Vecinos gritaban por las calles del pueblo que "no permitiremos que nos acosen. El 'curiepero' es pacífico y religioso. Haremos lo que sea para salir adelante". Ante esto, los pobladores trancaron los accesos a la escuela de artes y oficios para impedir que grupos radicales llegaran a concretar la toma.

Las principales calles de la localidad amanecieron abarrotadas de escombros, luego del enfrentamiento que sostuvieron efectivos de la Guardia Nacional con los pobladores.

Cuadrillas de la gobernación limpiaban los desperdicios quemados, mientras los funcionarios castrenses dormían en el piso de la antigua sede de Polimiranda. Uno de los funcionarios destacó "estamos cansados por haber actuado ayer (el miércoles). Queremos que nos retiren de este pueblo y que los dejen tranquilos. Tuvimos que arremeter por instrucciones".

Por su parte, los policías del estado ocuparon, preventivamente, la casa de la cultura local, mientras les asignan la nueva infraestructura.

Deivis Ramírez
EL UNIVERSAL