sábado, 16 de febrero de 2008

Expertos creen que Venezuela cometería suicidio económico si corta crudo a EE UU


Jorge Piñon, experto petrolero de la Universidad de Miami, cree que el Presidente provoca la amenaza porque le resulta beneficiosa

Una eventual decisión del gobierno de Venezuela de interrumpir la venta de petróleo a Estados Unidos significaría un suicidio económico, político y estratégico para el presidente Hugo Chávez, según Jorge Piñon, consultor internacional y experto petrolero de la Universidad de Miami.


"Es difícil entender a Chávez y saber qué va a hacer. Pero sí es seguro que si decide cortar la venta de petróleo a Estados Unidos comete un suicidio económico, político y estratégico", dijo Piñon, experto del Centro de Política Hemisférica de la Universidad de Miami y ex presidente en México de Amoco Petróleo América Latina.


Venezuela advirtió que podría interrumpir la venta de crudo a Estados Unidos luego de que la petrolera estadounidense ExxonMobil lograra que un tribunal congelara unos 12.000 millones de dólares de la estatal venezolana PDVSA, mientra reclama una indemnización por la nacionalización de yacimientos petrolíferos de la Faja del Orinoco.


El gobierno venezolano puede salir a buscar otros mercados para sus exportaciones, posiblemente en China, pero deberá enfrentarse con el problema del flete y de la oposición de Arabia Saudita, que es el principal proveedor en el país comunista, adelantó Piñon en diálogo con la AFP.


Las ventas de petróleo venezolano a Estados Unidos alcanzan a 1.200.000 barriles diarios, y representan 11% de las importaciones estadounidenses de crudo, cuyos principales proveedores son Canadá, Arabia Saudita y México, en ese orden, antes que Venezuela.


"El mercado estadounidense representa casi el 70% del valor de las exportaciones de Venezuela, y el gobierno de Chávez recibe de Estados Unidos entre 70 y 80 millones de dólares diarios por la venta del petróleo, pagados como corresponde y sin demoras", mencionó el consultor.


En tal sentido, para Piñon "Chávez provoca la amenaza porque le resulta beneficiosa".


"Hay unos 20 dólares del precio del petróleo que corresponden a lo que llamamos una prima geopolítica, por la situación que atraviesan los gobiernos de Irán y Venezuela, y la posibilidad de que queden fuera del mercado de proveedores", afirmó en relación a los temores que genera Chávez en los mercados.


La posibilidad de una interrupción del suministro venezolano a Estados Unidos contribuyó a que el precio del petróleo cerrara la semana en franca recuperación en Nueva York a 95,50 dólares, unos cinco dólares más que la semana anterior.


Piñon recordó además que 40% del petróleo que compra Estados Unidos va destinado a compañías petroleras como la venezolana Citgo --propiedad de PDVSA-- que tiene más de 10.000 estaciones de gasolina en Estados Unidos, y resultaría directamente afectada por la medida.


De los 2,6 millones de barriles diarios que produce Venezuela, unos 600.000 quedan en el país, 1,2 millones se exportan a Estados Unidos, y el resto a otras partes del mundo, detalló Piñon.


"Pero no hay que olvidar que, por su política exterior, Venezuela no cobra con dinero todo el petróleo que exporta. La caja, el dinero real por el petróleo, Chávez lo tiene por Estados Unidos", concluyó el analista.

http://www.el-nacional.com/www/site/detalle_noticia.php?q=nodo/15800