miércoles, 21 de enero de 2009

La policía reprime protesta universitaria en Caracas


Estudiantes opositores participan en una marcha por las calles de Caracas en protesta contra la enmienda que permite la reelección indefinida para los cargos públicos.



Con gases lacrimógenos, balas de goma y chorros de cañones de agua, la policía reprimió ayer en esta capital una manifestación de universitarios que protestaban contra el referéndum para la enmienda constitucional impulsada por el mandatario Hugo Chávez para lograr la reelección presidencial indefinida.

Durante la manifestación la policía del municipio capitalino de Chacao detuvo a 10 personas, algunas de ellos armadas, y retuvo una motocicleta del grupo oficialista ''La Piedrita'', informó el cuerpo policial en un comunicado a la prensa.

El ministro para Relaciones Interiores, Tareck El Aissami, dijo en conferencia de prensa que en otra acción separada la policía metropolitana detuvo a cuatro estudiantes que agredieron a un funcionario policial. En la protesta no se registraron heridos.

Bajo la consigna ''No es No'', miles de estudiantes de universidades públicas y privadas se concentraron ayer en una plaza del este de la capital para expresar su rechazo a la propuesta de reelección presidencial ilimitada que será sometida a referendo el 15 de febrero.

Los universitarios tenían previsto marchar hasta el Tribunal Supremo de Justicia para exigir la apertura del registro electoral para el referendo, pero no lo lograron porque el ministro El Aissami y el alcalde oficialista de la capital, Jorge Rodríguez, no autorizaron la protesta.

Decenas de policías con equipos antimotines se apostaron en los alrededores de la plaza Brión de Chacaito, en la zona este de Caracas, para impedir el avance de los universitarios.

Ante la negativa de las autoridades a permitir la marcha, varios centenares de estudiantes se movilizaron hacia algunas calles aledañas a la plaza Brión donde fueron repelidos con bombas lacrimógenas, balas de goma y chorros de agua a presión.

''Están violando nuestro derecho de protestar la propuesta de enmienda que es ilegal porque ya ha sido votada. Tenemos el derecho de manifestar nuestro desacuerdo en el Tribunal Supremo y no nos dejan'', dijo Bernardo Pulido, un estudiante de Derecho de 22 años, al expresar su rechazo a la decisión del gobierno de no permitir la marcha.


El Nuevo Herald

http://www.elnuevoherald.com/noticias/america_latina/story/363466.html