jueves, 26 de marzo de 2009

Damián Pratt: Sr Presidente: ¿No debería dar el ejemplo?




Hoy en su leída columna, Damián Prat C. va directo al grano en cuanto los anuncios del presidente Chávez de reducir lo que él mismo llamó gastos suntuarios.

Prat, se dirige al presidente, y por medio de ejemplos le pregunta dónde están sus ejemplos de austeridad.

Señor Presidente

¿No debería usted dar el ejemplo?

Recortar el 70% o el 80% de la mil millonaria partida del presupuesto nacional que fija en 8 millones de dólares los viáticos para viajes del señor Presidente de la República no resuelve todos los problemas de Venezuela pero serían un buen ejemplo. Una señal pedagógica. Sobre todo si el señor Presidente tuviera el coraje de pedir perdón al pueblo por el incalificable derroche de gustos oligarcas que ha tenido estos 10 años en lugar de culpar de todo a los demás sin mirar su propio derroche y su modo de vida de “gran jeque”. ¡8 millones de dólares en viáticos para una sola persona! ¡17 mil millones de bolívares en viáticos para el Presidente es el más grande supersalario! ¿No le da pena?

- Señor Presidente: ¿Usted no debería dar el ejemplo y pedir perdón al pueblo porque durante 10 años se ha alojado en “suites reales” que cuestan 8 ó 10 mil dólares la noche, cada vez que viaja al exterior?

- Señor Presidente: ¿No le da pena gastar “esa boloña” de plata en cada día de viajes suyos cuando usted podría hacer lo que hacen muchos otros presidentes que se alojan en las cómodas quintas de las embajadas de sus países ahorrándole al pueblo esos gastos de lujo, propios de jeques y oligarcas?

- Señor Presidente: ¿No debería usted dar el ejemplo y recortar al máximo la partida de “relaciones públicas” de su despacho que suma 11 mil millones de bolívares este año? Esa partida la gastó completica usted el año pasado. ¿Por qué gasta usted tanto dinero en “relaciones públicas”?

- Señor Presidente: La partida de “prendas de vestir” de su oficina alcanza a 537 millones de bolívares. Usted ayer tarde nos echó un cuento de un “smoking” que no quiere usar, como hace 8 años nos habló de un closet lleno de trajes que “yo no sabía”. Cada año, se denuncia el alto costo para el país de las partidas presupuestarias de la oficina del Presidente, incluyendo la de “trajes” y la de “alimentos y bebidas” (que suma ¡5 mil millones de bolívares!). ¿Diez años después usted “no sabe nada”? ¿De qué se ocupa si ni siquiera “sabe” los montos presupuestarios de sus gastos personales? De todos modos, 537 millones no cuesta un smoking y usted se gastó eso el año pasado en “prendas de vestir”. ¿Cuántas chaquetas, trajes, camisas y de cuál calidad se necesitan para gastar 537 millones en un año?

El recorte más importante sería eliminar “la regaladera” y la compra de armas de guerra inútiles

- Señor Presidente: Eliminar una fiesta de su equipo de seguridad de Miraflores o los almuerzos millonarios de sus jerarcas rojitos en Venalum son “ejemplos morales” pero no solventan la crisis de ingresos para un estado que usted transformó de “gordo” en obeso. Reducir los salarios oligarcas de sus ministros, diputados y jerarcas rojitos ayudan pero no suman tanto dinero para solucionar. Reducir los gastos personales oligárquicos del propio Presidente, es decir, de usted mismo, no alcanzan para tapar el “hueco fiscal”, pero sería un buen ejemplo.

- Señor Presidente: Suspender del todo los colosales gastos que usted toma del ingreso petrolero para regalárselos a sus amigos en otros países sería una medida de gran impacto para frenar la crisis. Una cuenta bastante completa indica que usted ha malbaratado en “regalos” 58 mil millones de dólares. ¡Coño! ¿Usted se ha puesto a pensar cuántas obras, cuántas viviendas y cuántos proyectos industriales habría hecho su gobierno si en lugar de regalarle esos 58 mil millones de dólares a Fidel, Evo, Ortega, la señora K, Lukashenko, Mugabe y los otros “chulos” los hubiera invertido en el país?

- Señor Presidente: ¿Se ha puesto a pensar que hoy la crisis mundial apenas nos rozaría si usted hubiera hecho inversiones en lugar de malbaratar y regalar ese dineral?

- Señor Presidente: ¿Nadie de su entorno se atreve a decirle que en lugar de andar altanero y provocando pleitos con los trabajadores de Guayana, con los del Metro, los petroleros, los eléctricos, con los gobernadores y alcaldes, con los empresarios, sería más productivo que usted dedicara tantas energías a promover inversiones, a unir a los venezolanos y a resolver soluciones a los problemas de la producción y la inseguridad?

- Señor Presidente: ¿Se imagina usted que Alcasa, Venalum, Bauxilum, las plantas de pellas estarían rebosantes de productividad si usted hubiera invertido en ellas en lugar de gastar inútilmente en armas de guerra? ¿Se imagina cuántas pequeñas y medianas empresas transformadoras de aluminio (para hacernos más soberanos e independientes) se habrían podido construir con el dinero que usted ha gastado en tanques de guerra y aviones rusos innecesarios?

TIPS… Público & Confidencial de ayer se publicó solamente en la edición digital de nuestro diario, es decir, en la web por dificultades de espacio en el Correo del Caroní impreso en papel. Igual los lectores interesados la pueden encontrar en “La Página de Damián”, mediante www.damianprat.com… ¿De qué trataba esa columna? Recordaba que ayer se cumplieron justo 10 años de una “cadena” de radio y TV en la que el presidente Chávez, que apenas tenía dos meses en el gobierno, anunciaba un “paquete” de medidas para enfrentar la crisis… Privatizar el aluminio, fue una de esas medidas anunciadas por Chávez aunque eso ahora muchos quieran borrarlo de la memoria. Dijo que su decisión era “vender Venalum y buscar asociaciones estratégicas para Alcasa, Carbonorca y Bauxilum”… Fue la noche del 25 de marzo de 1999. Ahora Chávez dice que privatizar es ser “traidor a la patria”. Creo que cuenta con la desmemoria de mucha gente. La cosa es que en aquel tiempo no tenía la chequera derrochadora…


http://www.noticierodigital.com/?p=24200