lunes, 10 de marzo de 2008

EUU: Tecnología a colombianos permitió el cerco a las FARC



El poderío militar del Gobierno colombiano y las desmovilizaciones de los insurgentes han erosionado a las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).


Una llamada puso fin a la luna de miel que vivían los Gobiernos de Colombia y Venezuela en noviembre pasado
. Luego de que la senadora colombiana Piedad Córdoba le pasara el teléfono al presidente Hugo Chávez para que conversara con el comandante del Ejército del vecino país, Mario Montoya, comenzó un conflicto bilateral que ahora se encuentra en su clímax. Al considerar que Chávez había roto los términos convenidos, el mandatario Álvaro Uribe resolvió prescindir de su ayuda para la liberación de 45 secuestrados en manos de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia.

Fue también una llamada telefónica la que permitió asestar uno de los más duros golpes al corazón de este grupo guerrillero. Según la cadena RCN, fuentes de la inteligencia colombiana indicaron que una llamada de Chávez a Raúl Reyes, segundo al mando de las FARC, (el 27 de febrero, día en que liberaron a cuatro ex parlamentarios) permitió precisar su ubicación y el posterior bombardeo del que fue víctima, junto con una veintena de combatientes. Chávez desmintió esta versión el miércoles, en una rueda de prensa conjunta con el presidente de Ecuador, Rafael Correa.

El uso de la tecnología por parte de las FARC –que en los últimos años le permitió establecer sus redes, mantener contacto con la opinión pública, difundir sus actividades y concretar sus negocios– se ha vuelto contra ellas y deja al descubierto una de sus potenciales vulnerabilidades.

Reyes delató su ubicación por medio de un teléfono satelital, el cual activó una señal que le permitió a los organismos de inteligencia colombianos, en alianza con los de Estados Unidos, localizarlo y ultimarlo.

De acuerdo con el diario español El País, los documentos hallados en el computador del jefe guerrillero dieron pistas sobre el paradero de uno de los presuntos proveedores de armas de las FARC, el traficante ruso Victor Bout, a quien el FBI detuvo el jueves en Tailandia.

Las redes de logística basadas en recursos de alta tecnología son usadas por los Estados en su lucha contra grupos ilegales, pero también están al alcance de éstos. "Ésa es una debilidad en la seguridad internacional que trae consigo la globalización. La expansión acorta las distancias, pero también facilita la comunicación entre grupos ilícitos. La nueva revolución tecnológica intenta invertir la ventaja que tomaron estos grupos con su uso. Los países desarrollados los emplean para rastrearlos", explica Bruce Bagley, profesor de Estudios Internacionales en la Universidad de Miami, especialista en las relaciones entre Estados Unidos y América Latina.

Desde el inicio de la ejecución del Plan Colombia, en el año 2000, Estados Unidos ha desembolsado aproximadamente 5 millardos de dólares para la alianza con el vecino país y cerca de 80% de ese monto se ha destinado a la modernización de la policía y las fuerzas militares.

En el plan del Departamento de Justicia de Estados Unidos (2003-2008) para prevenir el terrorismo, se coloca a las FARC como un objetivo. En la sección de estrategias para investigar y perseguir a terroristas se describe:

"El departamento buscará tratados con fuerzas extranjeras y acuerdos con otras agencias para compartir informaciones de inteligencia y colaborar en investigaciones criminales. Continuará el intento de denunciar a organizaciones terroristas por todos los crímenes y violaciones que cometan, entre ellas el tráfico de narcóticos o lavado de dinero, como lo ejemplifican las recientes acusaciones contra miembros de las FARC y las Autodefensas Unidas de Colombia".

Además, el Departamento de Estado ofrece desde 2006 más de 75 millones de dólares por informaciones que lleven a la captura de los miembros del Secretariado y del Estado Mayor de la organización. "Las FARC, responsables de mucha de la cocaína traficada hacia Estados Unidos, están ahora en nuestra mira", anunció entonces Anne Patterson, asistente de la Secretaría de Estado para la Lucha Internacional contra el Narcotráfico.




Guerrilleros y paramilitares se han sometido al plan de abandono de armas
auspiciado por el gobierno colombiano.

Para ver en grande y leer, pulse aqui


Para ver en grande y leer, pulse aqui

"Cerco a las FARC

''El novedoso acceso de la guerrilla a dispositivos de comunicaciones modernos se convierte ahora en una de sus debilidades. La transferencia tecnológica de Estados Unidos a los servicios de inteligencia colombianos ha permitido al gobierno de Álvaro Uribe asestar severos golpes al movimiento''

Graves limitaciones. "En el ámbito tecnológico de las comunicaciones, el Estado colombiano ha logrado voltear la situación porque hace algunos años la guerrilla tenía ventajas, contaba con mejores sistemas que el Gobierno e, incluso, interceptaba las comunicaciones del Ejército", señaló Alfredo Rangel, director de la Fundación Seguridad y Democracia y asesor del Ministerio de Defensa de Colombia.

Rangel cree que en la actualidad una de las mayores dificultades de la guerrilla es la carencia de dispositivos de comunicación entre los frentes, lo cual, a su juicio, acarrea problemas de control interno y disciplina en las tropas insurgentes.

La principal ventana para difundir sus comunicados y actividades, el portal electrónico de la Agencia de Noticias Nueva Colombia (Anncol), ha sido bloqueado en varias ocasiones por el gobierno de Álvaro Uribe. Por ejemplo, en junio de 2007, cuando se conoció el asesinato de 11 de los 12 diputados del departamento del Valle que habían sido secuestrados, tanto el sitio de Anncol como el de las FARC quedaron fuera de operación en Internet.

Trascendió entonces que la página de la agencia era operada desde Suecia y que el dominio (el nombre de la página) fue registrado en Dinamarca.

En la actualidad
, estas páginas continúan bloqueadas.

"Las comunicaciones son un factor determinante en el mundo moderno y en las confrontaciones bélicas. Afectar la capacidad de comunicación del adversario significa alterar su capacidad de comando, de control y de desplegar operaciones", añadió Rangel.

No sólo las vitrinas para que las FARC se comuniquen con el exterior comienzan a cerrarse. Las comunicaciones telefónicas son el hilo conductor de una serie de descalabros al interior del grupo subversivo.

El 20 de febrero, 39 personas –entre civiles y combatientes– fueron detenidas en Colombia porque formaban parte de una red de apoyo logístico para la guerrilla, que operaba en 7 países, incluidos Ecuador, Venezuela y Estados Unidos. El espionaje comenzó en 2003, cuando el Departamento Administrativo de Seguridad (DAS) interceptó una llamada entre Colombia y Estados Unidos en la que se acordaba el envío de teléfonos satelitales y otros dispositivos tecnológicos para las FARC.

"La DEA (Agencia de Lucha Antidrogas de Estados Unidos) preparó los aparatos antes de entregarlos en Panamá, lo cual le permitió a la entidad escuchar numerosas conversaciones que fueron citadas como respaldo de una instrucción de cargos contra 7 altos líderes de las FARC y otros 43 comandantes por tráfico de drogas", reportó esta semana El Nuevo Herald de Miami. La provisión de estos equipos está relacionada con José Corredor, considerado el hombre clave de las FARC en Venezuela para el traslado de cocaína y armas, quien escapó de la Disip en 2005 y fue capturado en las selvas de Colombia en 2006.

Del lado colombiano hacía las diligencias alias Doris Adriana, una de las cabecillas del Frente Uno de las FARC capturada a principios de febrero en Cúcuta. Gran parte de las conexiones relacionadas con la denuncia pasaban por una central telefónica ubicada en Villavicencio, "donde las operadoras recibían órdenes de comunicarse con otros enlaces para coordinar el envío de armas, drogas, combustible y material de intendencia", detalló el diario estadounidense.

El contenido de las comunicaciones será utilizado como prueba en la acusación que Estados Unidos intentará contra parte de los detenidos por brindar apoyo a un grupo terrorista.

¿Talón de Aquiles?

Un grupo de siete expertos del FBI acompañó a la Policía de Colombia en el análisis del computador de Raúl Reyes. Los documentos extraídos del equipo dan cuenta de las dificultades que tienen las FARC para comunicarse.

En una carta fechada el 13 de julio de 2007, dirigida a un miembro del secretariado de la organización, Reyes expresa:

"Seguimos incomunicados con Cano (alias Alfonso Cano, comandante del Bloque Occidental de las FARC), sin lograr definir la entrega de los muertos. Con el camarada tampoco fue posible comunicarnos ayer, al parecer no pudo salir al radio, la otra opción de escucharlo es el 19. Por estas dificultades en las comunicaciones no hemos logrado definir los términos del comunicado último, aunque ya existe un borrador".

En otra de las cartas halladas en el portátil (del 22 de septiembre de 2007), en la que se exponen los escenarios para un posible encuentro con Chávez en Caracas, una persona identificada como J.E. le escribe a los miembros del secretariado: "Voy a utilizar el radio solamente para recibir y transmitir mensajes muy cortos de ahora en adelante, para evitar una matada. Son seis horas de radio mientras los aviones siguen ubicándonos y los mensajes nuestros cada vez más largos".

Las restricciones en las comunicaciones representan una vulnerabilidad, indicó Bagley. Advirtió, no obstante, que provocará un repliegue pero no su desmoronamiento.

"Las FARC empezaron cuando no existían estos equipos, hace 44 años. Ellos aprendieron que no pueden usar celulares ni computadoras porque no tienen satélites. Pero pueden comprar equipos modernos en otros países, como software que detecta cuándo están siendo rastreados. Pueden seguir operando con los mecanismos tradicionales de comunicación entre frentes, como pasar mensajes con mulas o con personas.

Habrá falta de información en momentos difíciles, pero no es una limitación fatal para la organización guerrillera".


La fortuna que amasan las FARC, que según cálculos de la DEA está entre 500 millones y 1 millardo de dólares anuales por controlar el tráfico de drogas en algunas regiones, le abre las puertas para recibir insumos bélicos y equipos electrónicos por parte de proveedores de diversas partes del mundo. Pero el acceso a la tecnología de última generación se les entorpece porque Estados Unidos, aliado del Gobierno colombiano, lidera ese mercado.

Armas precarias.

Vicente Torrijos, profesor de Relaciones Internacionales de la Universidad del Rosario, en Bogotá, hace énfasis en la importancia de la transferencia tecnológica militar y policial entre los dos países.

"Las conexiones con Estados Unidos son tan comprometidas que, a pesar de tener mucho dinero, si las FARC se acercan a la ingeniería de alta tecnología son detectados. Su armamento y artillería son muy precarias, sus mecanismos de defensa antiaérea son prácticamente artesanales".

Torrijos cuenta entre las ventajas estratégicas del Gobierno colombiano el acceso a sistemas satelitales de detección a escala global y de mecanismos de interceptación para determinar la ubicación física de los cabecillas y rastrear sus señales, así como las divisas que ponen en circulación.

"La guerrilla dispone de mucho dinero, pero no puede convertirlo en elementos tecnológicos para superar la inteligencia estatal. Por eso está siendo desmantelada en sus fibras más íntimas", aseveró.

En una misiva enviada en enero de 2008, el comandante de las FARC, Manuel Marulanda, le explicó al presidente Chávez las tácticas utilizadas para la lucha guerrillera.

"En nuestro caso –expone– para defendernos del Gobierno y el imperio gringo, de conformidad con nuestra estrategia y capacidad defensiva teniendo en cuenta la tecnología actual del imperio, aplicamos variadas formas de lucha popular de masas en las que son válidas las piedras y hasta las botellas, lo cual es calificado por el contendor de terrorismo".

"Ellos utilizan toda clase de vehículos de guerra, aviones plataforma, de reconocimiento, térmicos, satélites, globos, goniómetros, tanques y artillería pesada", enumeró Marulanda en otra de las misivas extraída del computador de Reyes.

El caso de Emmanuel, hijo de Clara Rojas, la compañera de fórmula de Ingrid Betancourt liberada en enero, también ejemplifica cómo la sofisticación de la inteligencia colombiana ha penetrado al movimiento guerrillero. Los altos mandos ignoraban la decisión del frente que custodiaba al niño de llevarlo a un hospital por su delicada salud. "La contraparte desconocía que una pieza estratégicamente valiosa como el niño no estaba en su poder.

Se emplearon bien los cruces en las bases de datos y se integró la inteligencia humana, basada en informantes, con la técnica, apoyada en la tecnología", afirmó el académico.

La muerte en 2007 del "Negro Acacio", jefe del frente de las FARC en El Vichada, se logró igualmente por el seguimiento de sus comunicaciones por medios electrónicos. El operativo para la detención en Caracas del canciller de las FARC, Rodrigo Granda, en diciembre de 2004, también estuvo relacionado con la indagación de las llamadas que hacía.

Los antecedentes de golpes a las FARC por la vigilancia del uso que hacen de la tecnología son variados. La cooperación con Estados Unidos ha dotado a los colombianos de capacidad técnica para sobrevolar su territorio y reducir el campo de acción de la guerrilla.

Las ventajas del mundo moderno han inclinado la balanza a favor de la política de seguridad democrática de Uribe.

Bagley afirma que aunque la guerrilla no pueda superar la capacidad de los rastreos desde el aire, después de más de 40 años de lucha conocen palmo a palmo la variada geografía de Colombia y es en tierra donde prueban su fuerza.

"Tienen dinero del narcotráfico, la extorsión y gobiernos colaboradores, además de casi 4 millones de desplazados y una cantera de jóvenes para reclutar. Tirofijo es un hombre de selva, no necesita de radios ni computadoras".

Por ADRIANA RIVERA

El Nacional
.
http://www.noticierodigital.com/forum/viewtopic.php?t=353400