miércoles, 17 de septiembre de 2008

USA: El gobierno dice que la economía saldrá a flote


Pablo Martínez Monsivais / AP Foto
La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Dana Perino, habla a la prensa el miércoles 17 de septiembre del 2008 durante la sesión informativa diaria en la sala de prensa de la Casa Blanca en Washington




La Casa Blanca pintó el miércoles un nuevo panorama sobre una economía sometida a altibajos pero que a la larga superará el cimbronazo actual.

La secretaria de prensa Dana Perino también justificó el control federal de la enorme aseguradora American International Group Inc. y no descartó que Washington pueda volver a intervenir para rescatar otras firmas del sector privado.

Perino dijo a la prensa que el gobierno considerará una posible ayuda a otras corporaciones en peligro "caso por caso".

Entre quienes anhelan la ayuda del gobierno, por ejemplo, está la esforzada industria automovilística nacional, que ha sufrido pérdidas masivas pero que sigue siendo un puntal de la economía. Un proyecto que está a consideración del Congreso daría a las empresas 25.000 millones de dólares en préstamos federales, un programa establecido pero no financiado según un proyecto de energía que se aprobó el año pasado. Perino dijo que la Casa Blanca no comentará esa perspectiva hasta que el Congreso decida si aprobar o no los fondos.

Perino se negó a reiterar la afirmación insistente de la Casa Blanca sobre la economía, generalmente esgrimida por el presidente George W. Bush, de que sus principios fundamentales son firmes.

Así lo repitió el candidato presidencial republicano John McCain el lunes, lo que le valió la burla de su rival demócrata Barack Obama por considerarlo alejado de la realidad. Más adelante McCain dijo que lo que había querido decir era que la fuerza fundamental del trabajador estadounidense se mantenía firme.

Con esas acusaciones y contraacusaciones en un ambiente electoral, Perino insinuó el miércoles que esa evaluación ya no era válida.

"No es una situación clara", dijo, debido a una proliferación de indicadores económicos positivos y negativos, a veces al mismo tiempo.

"Estamos en una posición de firmeza para poder lidiar con esta crisis", dijo la secretaria de prensa. "Nos llevará un tiempo".

Hace un mes y medio Bush había dicho: "creo que los cimientos de esta economía son firmes". Y después instó al Congreso a expandir el suministro de energía para que "nuestra economía siga siendo la más fuerte, la más vibrante y la más esperanzadora del mundo".

El Nuevo Herald

http://www.elnuevoherald.com/186/story/286647.html